Autor: Martín Almagro Gorbea
viernes, 10 de febrero de 2017
Sección: Lenguas
Información publicada por: SALA
Mostrado 452 veces.


Ir a los comentarios

La ciencia confirma las raíces celtas de las literaturas castellana y vasca.

PROFUNDO CARÁCTER CELTA DEL PAÍS VASCO Diversos relatos histórico-míticos sobre el origen de los señores de Vizcaya confirman el profundo carácter celta del País Vasco, que conservó hasta la Alta Edad Media la tradición épico-histórica hispano-celta, como evidencian los protagonistas, la trama y numerosos detalles, según ha explicado el nuevo académico de la RADE. Del personaje heroico histórico-mítico, fundador de una dinastía y de un pequeño estado existen varias versiones, como Froom, Juan Zuria o Diego López, Señor de Vizcaya, quienes, en su época, serían considerados como un rikx o rey celta, pues se asocian a ritos de entronización real relacionados con el Árbol de Guernica, característicos de la ideología y la religión celtas.



MADRID, 7 (EUROPA PRESS)

http://www.europapress.es/ciencia/noticia-ciencia-confirma-raices-celtas-literaturas-castellana-vasca-20170207115039.html

Un estudio interdisciplinar que aportan diversas ciencias al campo arqueológico confirma las raíces celtas de la literatura castellana popular y de la vasca, a la que se atribuye tradición euscalduna por prejuicios ideológicos. Este trabajo ha sido expuesto por el profesor Martín Almagro Gorbea al ingresar como miembro de número en la Real Academia de Doctores de España (RADE), con la medalla número 32, de la Sección de Humanidades, con su discurso ''Las raíces celtas de la literatura castellana'', según informa la Real Academia de Doctores de España

Catedrático, arqueólogo, historiador y académico de número también de la Real de la Historia, Almagro Gorbea ha estudiado los últimos milenios antes de Cristo de la antigua Hispania, cuando se forman los pueblos tartesios, iberos, celtas y vascos que, a través de la romanización y la islamización, constituyen las raíces etnoculturales y demográficas de España.

Los datos que ofrece la arqueología se enriquecen, según ha manifestado, con la necesaria interdisciplinariedad de otras ciencias: historia y geografía de la antigüedad, epigrafía y numismática, lingüística, antropología, historia de las religiones, etnoarqueología y literatura, a las que se añaden antropología física y biología, demografía y técnicas de análisis arqueométricos de las ciencias físicas y naturales.

Almagro ha señalado que los celtas eran un pueblo de estirpe indoeuropea que formaban la base étnica y cultural de todo el occidente de Europa, incluida gran parte de la Península Ibérica, donde, desde el tercer milenio antes de Cristo, existían poblaciones protoceltas muy arcaicas extendidas entre las regiones occidentales atlánticas hasta la meseta y el Sistema Ibérico, así como desde Galicia a todo el País Vasco, un área que constituía la llamada Hispania Celtica.

Su literatura, de transmisión oral, estuvo presente en Irlanda, Escocia, Gales y Bretaña y extendió por Europa sus relatos mítico-históricos, con leyendas como Tristán e Isolda, El Rey Arturo y los Caballeros de la Tabla Redonda y El Santo Grial. "Su influencia es evidente en libros de caballerías que inspiraron la obra máxima de nuestra literatura, Don Quijote de la Mancha, cuyas remotas raíces celtas tantas veces pasan desapercibidas", ha indicado.

Liras representadas en las estelas de guerrero aparecidas en Extremadura y en Luna (Zaragoza), textos celtibéricos en bronce, la evidente continuidad de tradiciones y costumbres conservadas hasta los siglos IX y X por poblaciones celtas desde Burgos y Soria al norte de Guadalajara, autores latinos que hablan de cánticos épicos guerreros de lusitanos, cántabros o galaicos en sus lenguas bárbaras y escenas iconográficas, testimonian la existencia generalizada en la Hispania Celtica de poemas épicos con episodios de combates de campeones, entre otros temas, y seres fabulosos comparables a los poemas galos e irlandeses.

PROFUNDO CARÁCTER CELTA DEL PAÍS VASCO

Diversos relatos histórico-míticos sobre el origen de los señores de Vizcaya confirman el profundo carácter celta del País Vasco, que conservó hasta la Alta Edad Media la tradición épico-histórica hispano-celta, como evidencian los protagonistas, la trama y numerosos detalles, según ha explicado el nuevo académico de la RADE. Del personaje heroico histórico-mítico, fundador de una dinastía y de un pequeño estado existen varias versiones, como Froom, Juan Zuria o Diego López, Señor de Vizcaya, quienes, en su época, serían considerados como un rikx o rey celta, pues se asocian a ritos de entronización real relacionados con el Árbol de Guernica, característicos de la ideología y la religión celtas.

El mismo esquema de tradición épico-mítica ofrece Sancho Abarca en Navarra, origen de la dinastía del mismo nombre. Estas narraciones sobre el origen del Señoría de Vizcaya y de Navarra deben considerarse celto-vascas por su origen y temática, y deben asociarse a las conservadas en los más antiguos cantares de gesta castellanos, pertenecientes a este mismo periodo y con protagonistas y argumentos muy parecidos, como el Cantar de Fernán González, el Cantar de los Siete Infantes de Salas, la Gesta de las Mocedades de Rodrigo y diversos episodios del Cantar de Mío Cid.

La literatura del País Vasco, según el conferenciante, "afronta la dificultad de que la religión y los mitos atribuidos a los vascones no se han diferenciado de los pertenecientes a los pueblos celtas que habitaban el territorio vasco en la antigüedad, y la misma confusión se observa en las creaciones literarias". El País Vasco, poblado por várdulos, carisios y autrigones, formaba parte de la Hispania Celtica, mientras que los vascones, precedentes de los actuales euscaldunes, habitaban las áreas pirenaicas de Navarra hasta el Pirineo Central y buena parte de la Aquitania. Por ello, prosiguió, "gran parte de lo que se considera literatura vasca, pues se atribuye sin más a la tradición euscalduna, forma parte de la literatura de la Hispania Celtica, hecho acorde con el carácter celta de las poblaciones del País Vasco en la antigüedad".

PREJUICIOS IDEOLÓGICOS

Así, según el académico, esta confusión ha dificultado la correcta interpretación de las narraciones conocidas, "al considerarse todas de origen euscaldún por prejuicios ideológicos, frente a los datos objetivos que ofrece su análisis. En esta literatura celto-vasca aparecen númenes y dioses antropomorfos, gigantes y animales característicos de la religión celta, el caballo, el toro, el jabalí, el carnero, la cabra, el perro, la serpiente, el buitre, etc., además de monstruos míticos, como el dragón. También son celtas los gentiles y moros y las lamiak o lamias, seres femeninos con cuerpo de mujer y extremidades inferiores de pez como las sirenas que habitaban las fuentes, ríos y cuevas".

Asimismo, ha añadido que el conjunto de estas narraciones histórico-míticas celto-vascas constituyen "una importante aportación para conocer los verdaderos orígenes de la literatura vasca al margen de los tópicos preestablecidos y, en un sentido más general, ilumina los complejos orígenes de la literatura castellana, entre los que hay que incluir estos precedentes celtas que hasta ahora habían pasado desapercibidos". Almagro Gorbea propugnó que se continúe el estudio crítico de estas creaciones literarias, tanto de sus fuentes y su evolución como de sus temas relacionados con las creencias animistas de la mitología de la Hispania Celtica.

Almagro Gorbea ha sido Director del Museo Arqueológico de Ibiza, Conservador del Museo Arqueológico Nacional, Director de la Escuela Española de Historia y Arqueología de Roma y, en 1998, Director del Museo Arqueológico Nacional. Ha sido profesor adjunto del Departamento de Prehistoria de la Complutense, catedrático de Prehistoria y Arqueología de la Universidad de Valencia y, desde 1981, catedrático de la Complutense, donde dirigió el Departamento de Prehistoria. En ella fundó la revista Complutum y dirigió 39 tesis doctorales, entre otros trabajos académicos. En 1995 fue elegido Académico de Número de la Real Academia de la Historia, donde Anticuario Perpetuo. Ha desarrollado numerosas investigaciones de campo en España, Italia, Irlanda, Córcega, Alemania, Nubia y Francia, y destacados proyectos del Patrimonio Cultural, y ha intervenido en grandes exposiciones nacionales e internacionales. Autor de 20 libros, 351 artículos y colaborador de 188 obras colectivas, es miembro de diferentes asociaciones e instituciones académicas extranjeras y nacionales, entre otras, de la Real Sociedad Bascongada de Amigos del País.


Más informacióen en: http://www.europapress.es/ciencia/noticia-ciencia-confirma-raices-celtas-literaturas-castellana-vasca-20170207115039.html


No hay imágenes relacionadas.

Comentarios

Tijera Pulsa este icono si opinas que la información está fuera de lugar, no tiene rigor o es de nulo interés.
Tu único clic no la borarrá, pero contribuirá a que la sabiduría del grupo pueda funcionar correctamente.


  1. #1 aladelta 12 de feb. 2017

    La ciencia puede confirmar que los mesoamericanos con celtas, los subsaharianos son celtas, y que prácticamente todo el planeta es celta.

    Primer error: los celtas son un pueblo. Negativo, nunca hubo un pueblo celta.

    Segunda hipótesis errorena: los celtas son indoeuropeos de una cultura muy concreta.

    Las lenguas hoy consideradas celtas son tan variadas de estructura gramatical, fonética y léxica tan diferentes que demuestra que esa afirmación de cultura muy concreta es diréctamente falsa.

    Nunca fueron un pueblo ni hablaron una sola lengua; eran multitud de tribus que tenían ciertos rasgos similares, pero independientes unas de otras que hablaban lenguas diferentes. Me atrevería a decir que ni siquiera todas estas tribus fueran indoeuropeas y de hecho es de las más alejadas del tronco indoeuropeo, sobre todo las lenguas britonas y goidelicas, estas últimas incluso tienen ciertos rasgos fonéticos comunes al vascuence, por ejemplo.

    Estos estudiosos del mundo celta con su técnica de análisis podría demostrar que si el mundo desapareciera mañana y unos arqueólogos e historiadores del mismo nivel encontraran nuestros restos 4.000 años después, podrían demostrar sin despeinarse con su tremendo análisis científico, que España era parte del Imperio Americano, por poner un ejemplo.

    Me da mucha pena que el romanticismo inventado y regionalismos absurdos, se impongan a la búsqueda de la verdad, pero es lo que hay desde el siglo XIX hasta ahora...

  2. #2 VARRIO 18 de feb. 2017

    Estoy de acuerdo contigo Aladelta, una cosa es el pueblo que Heredoto llamó "Keltoi", y otra cosa es la cultura celta que se dice que se propagó por Europa. 

    Pienso que para decir una cosa hay que tener pruebas y no sacar conclusiones. Gente bien acreditada en el mundo de la historia, dice unos principios o saca unas conclusiones de algo sin pruebas y a lo mejor está confundida, pera sienta unas bases falsas para las futuros investigadores sobre ese asunto, y debido al carisma que esa persona tiene, nadie se atreve a llevarle la contraria.

  3. #3 SALA 01 de mar. 2017

    Ahá..........estoy asombrado con la saga de las águilas.    

  4. Hay 3 comentarios.
    1

Si te registras como usuario, podrás añadir comentarios a este artículo.

Volver arriba